FRANCISCO DOMÍNGUEZ MÉNDEZ

 

 

Al costado de la iglesia

donde dicen que las almas reposan,

se hundió en el polvo la carne muerta,

como las estacas que soportan el cercado.

 

Nombres y fechas

varados en la memoria,

-milagro tierra-

camino de lo oscuro.

 

______________

 

Los obreros

levantan despacio,

cimentaciones precarias,

dudas que aletean.

 

El torso castigado a la inclemencia,

paramentos inútiles

caricias que no llegan.

 

Construir/demoler

soberbia nueva,

asidos por mil manos

a su mortal enunciado.

 

_________________________

 

Algo parecía aún latir

en la cavidad helada de la maquina.

el ultimo y enigmático verso

Había hecho presa en sus bancos de memoria.

 

Los técnicos hurgan en sus entrañas,

hunden en el corazón sus instrumentos

calibran a tientas ese dolor humilde.

 

 

¿Cómo soportar tanto amor?

¿Cómo tanta luz que nos ciega?

¿Quién tendrá la paciencia de abrazarnos

Y arrancar nuestro sistema operativo?

 

____________________________________